El Ayuntamiento de Valencia expondrá juntas las tres partes de “El Juicio Final”

El Ayuntamiento de Valencia podrá volver a exponer el tríptico de Vrankle Van Der Stock El Juicio Final en una sola pieza, tal y como fue concebida. Después de años de intentos, el consistorio tiene más cerca que nunca la unidad de las tres partes que forman la obra y que constituyen la pintura más importante y valiosa de cuantas integran la colección pictórica municipal, según afirman los expertos y desde el propio ayuntamiento.

El Juicio Final, obra fechada en 1460, presidió durante años el antiguo consistorio de la ciudad, pero en algún momento que no se ha determinado fue cortada en varias partes, quedando la parte central separada de las portezuelas laterales, piezas que durante años se dieron por perdidas. En la actualidad, la parte central de la obra se encuentra expuesta el Museo de Historia de la Ciudad, mientras que los laterales se encuentran en el Museo San Pío V, ya que el Ministerio de Cultura las adquirió este mismo año por un importe de 950.000 euros.

Desde entonces, el Ayuntamiento ha reclamado al ministerio en dos ocasiones las portezuelas con el fin de poder mostrar la obra al completo, tal y como fue concebida. Desde ayer este objetivo estaba más cerca de lograrse, después de que el Gobierno señalara, en una respuesta parlamentaria al diputado del PP Ignacio Gil-Lázaro, que el lugar donde deben ser expuestas “compete a la Generalitat” y por tanto no se opondrá a la decisión que tome.

Esta noticia fue muy bien recibida por la concejala de Cultura del Ayuntamiento, María José Alcón, quien señaló que el consistorio había realizado la petición al ministerio “porque estas tablas son de los ciudadanos de Valencia, las adquirieron los jurados en el siglo XV y es en el Ayuntamiento donde deben estar expuestas”.

El Juicio Final

Alcón manifestó que no habrá ninguna disputa con la Conselleria de Cultura, puesto que ambas instituciones están de acuerdo en que El Juicio Final debe mostrarse en el consistorio. “Creo que reunirlas después de tanto tiempo va a ser fácil, porque el conseller de Cultura, Esteban González Pons, está completamente de acuerdo en que sea el Ayuntamiento el que las albergue y las exponga de forma conjunta. Entre las dos instituciones no va a haber ningún problema por la ubicación y si entre nosotros nos entendemos, el ministerio no nos va a poner ningún problema”, señaló.

El Juicio Final constituye una obra única y de gran valor y una de sus características es que está pintada tanto por el reverso como por el anverso. Cuando fue cortada, la pieza se convirtió en dos que recibieron los nombres de Ángel y Elegidos por una lado, y Adán y Eva y Condenados , por otro.

Por el momento, se desconoce cuándo se producirá el traslado de las piezas para que puedan ser mostradas de forma conjunta.

Sé el primero en comentar

Dejar una contestacion

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.


*